La Possible Chimère

Poema espacial: Mayo del 68

DESCRIPCIÓN:

Hace 50 años la juventud en México y el mundo luchó por un cambio de paradigma. Por poder decidir sobre su vida, sus cuerpos, sus mentes y destinos. El año 68 fue el espacio de tiempo en que el mundo vivió una utopía. Se replantearon como nunca la manera en que se llevaban las cosas; en que se vivía en países que daban discursos de libertad y progreso mientras su mano aniquiladora masacraba territorios enteros. El 68 proclamaba la revolución de las revoluciones pues no buscó nunca asir el poder; su espíritu fue re-imaginarlo. Declarar esta sociedad de jóvenes viejos muerta y dar paso a la imaginación de posibilidades. Los significados se desdibujaron, los adoquines se convirtieron en barricadas, las fábricas en aulas, los muros en estandartes repletos de poesía provocadora. Se pidió ser mas realistas que nunca y exigir lo imposible.

El 68 fue una quimera explosiva que asustaba a espectadores y partícipes. Su espíritu provocador movió al mundo entero, desde Francia hasta México donde el gobierno dio muerte a quienes reclamaban vida.

Es cierto que no hemos olvidado. No olvidamos a los ausentes, los sin nombre, esos que perdieron la vida en Tlatelolco, ni a los que corrieron el mismo destino en Ayotzinapa y Tlatlaya. No olvidamos a los miles de mexicanos que yacen en las fosas clandestinas que tristemente hay por montones en nuestro territorio. No olvidamos los trailers de la muerte que hoy recorren como fantasmas este México descarnado.

El mundo no olvida a los refugiados. No olvidamos a Ahed Tamimi, ni al pueblo nicaragüense.

Sí, el 2 de octubre se trata de no olvidar; que la revolución es posible. Que otros mundos pueden y deben ser imaginados. Que hubo una generación que fue y será referente sobre la capacidad de la juventud para traer aires nuevos a oxidadas estructuras.

Este es un poema sobre el mayo francés del 68 y los movimientos que a la par surgieron en el mundo. El sujeto es el movimiento, personificado por una quimera. Un ser mítico que es imposible, un sin sentido, una utopía. Tal como lo fue el 68. Capaz de trasformar realidades y conmocionar multitudes. Habitante del espacio: las plazas y calles. Siempre latente... Para que nunca nos olvidemos de reclamar lo imposible.

AUTOR: Percibald García 

ASESORA: Caroline Rabourdin

EXHIBICIÓN COLECTIVA: Architectural Association Visiting School Paris + Paris College of Arts